ERROR, NO ERA YO.

En fecha 08 de diciembre de 2020, se recibió llamada telefónica en una Comisaría de Policía Nacional, indicando que había una fiesta subrepticia en una discoteca.
Personados los agentes corroboraron que era verdad, procediendo a realizar las identificaciones y correspodientes sanciones.
Un mes después, un compañero recibió citación como inculpado, pues los Jefes de dicha actuación y varios de sus compañeros, indicaron que el entonces inculpado, estaba en la fiesta y además que traficaba con drogas.
Puesto en contacto con el equipo jurídico del Centro TDPE, inmediatamente comenzaron a recabar pruebas, que demostrarían, a la postre, un vórtice generatriz espurio en tal acusación, logrando demostrar desavenencias previas.
Asimismo, y a través de los peritos informáticos del Centro TDPE, se logró demostrar que el teléfono del compañero inculpado lo geolocalizaba en una zona distinta al lugar donde se había producido la fiesta ilícita.
Adicionalmente, las transcripciones de radio, demostraron que el nombre del inculpado jamás fue objeto de consulta durante la actuación policial.
Tras ello, el Instructor del expediente procedió al sobreseimiento y archivo del expediente.
En la actualidad, dicho compañero pondera actuaciones contra sus compañeros por los delitos de calumnias y falsedad en documento oficial.
Desde aquí felicitamos a un compañero que, acusado injustamente, el cual no ha perdido un ápice de su devoción y fe en  un trabajo tan digno como es el de Policía
En esto momentos tan complicados, el Centro TDPE sigue protegiendo a los que nos protegen.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s